Yakisoba

Yakisoba

Tiempo de preparación: 25 minutos.

Ingredientes para 4 personas:

  • 320 g de fideos chinos de trigo.
  • 120 g de champiñones.
  • 1/4 de repollo.
  • 2 zanahorias.
  • 8 cebollas chinas (ver notas abajo).
  • 250 g de panceta fresca de cerdo. Se puede sustituir por lomo para hacer el plato menos graso.
  • Aceite neutro, de girasol, cacahuete o maíz.

Para la salsa yakisoba

  • 4 cucharadas de salsa Worcestershire (salsa perrins).
  • 4 cucharadas de salsa de ostras.
  • 2 cucharadas de salsa de soja.
  • 1 cucharada de tomate concentrado (puede sustituirse por ketchup).
  • 1 cucharadita de vinagre de arroz.
  • 1 cucharadita de azúcar moreno.
  • 50 ml de caldo dashi o de caldo de verduras (opcional).

Al servirlo, suele decorarse con alga nori en polvo o unos copos de bonito seco ahumado (katsuobushi).

Ver foto de ingredientes

Yakisoba significa literalmente “fideos fritos”, un plato originario de china que se ha convertido en una de las comidas callejeras más populares de Japón. Estos fideos cocidos suelen cocinarse con trozos de cerdo y col, aunque admiten todo tipo de variaciones. Se condimentan con una mezcla de salsas en las que predomina el sabor de una Worcestershire endulzada, de la que existen tropecientas versiones. He preparado una relativamente sencilla, si te gusta, puedes probar con otras variantes que se elaboran a partir de salsas como la tonkatsu o la okonomiyaki.

Elaboración




PASO 1

Ponemos abundante agua en una cazuela a calentar a fuego fuerte.

Cuando el agua empiece a hervir, añadimos los fideos y los cocemos el tiempo indicado en el paquete.

A continuación, pasamos los fideos a un colador y los refrescamos bajo un chorro de agua fría para cortar la cocción.

PASO 2

Para preparar la salsa, ponemos en un cuenco 4 cucharadas de salsa Worcestershire, 4 cucharadas de salsa de ostras, 2 cucharadas de salsa de soja, 1 cucharada de tomate concentrado, 1 cucharadita de vinagre de arroz, 1 cucharadita de azúcar moreno y 50 ml de caldo dashi o de caldo de verduras.

Removemos con unas varillas hasta obtener una salsa homogénea.

PASO 3

Cortamos el repollo en tiras finas, como se muestra en la imagen.

Cortamos las cebollas chinas en rodajas finas (solo la parte blanca y de color verde claro).

Raspamos la piel de las zanahorias con un cuchillo o la retiramos con un pelador de verduras; las enjuagamos y las cortamos en tiras finas.

PASO 4

Limpiamos los champiñones con un paño húmedo para eliminar cualquier resto de tierra que puedan tener. Retiramos la parte inferior del tallo y los cortamos en láminas finas.

Cortamos la panceta en láminas finas.

PASO 5

Calentamos 2 cucharadas de aceite a fuego vivo en un wok o en una sartén grande.

Comenzamos salteando las tiras de cerdo 1 o 2 minutos, hasta que estén bien doradas.

Incorporamos la zanahoria, el repollo, los champiñones y las cebollas chinas y las cocinamos hasta que estén tiernas, 3 o 4 minutos, removiendo constantemente con una cuchara de madera.

Agregamos la salsa y la cocinamos 1 minuto con las verduras.

PASO 6

Finalmente, añadimos los fideos y los salteamos brevemente, lo justo para calentarlos y que se mezclen los sabores.

Los servimos con polvo de alga nori espolvoreado por encima.

¡Buen provecho!

Nota: El polvo de alga nori es opcional, no siempre es fácil conseguirlo, aunque si dispones de un molinillo de especias o café, puedes moler unos copos de nori que se venden en tiendas de dietética o unas láminas de alga nori secas para sushi que se pueden encontrar en muchos supermercados.

Notas



Este plato admite infinidad de variantes, el cerdo puede sustituirse por pollo, pavo, gambas, calamares, etc., o eliminarlo de la receta para preparar una versión vegetariana. Siéntete libre para adaptar el plato a tu gusto, añade otras verduras, como los brotes de soja o utiliza setas shiitake en lugar de champiñones.

Las cebollas chinas tienen un sabor dulce, suave y delicado. Su aspecto es similar al puerro aunque de menor tamaño. Si no las encuentras puedes utilizar unas tiras de cebolleta.