El petitchef >> Cereales >> Quinoa con gambas

Quinoa con gambas

Quinoa con gambas

Tiempo de preparación: 35 minutos.

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 taza de quinoa.
  • 2 tazas de caldo de verduras.
  • 1 cebolla roja.
  • 3 dientes de ajo.
  • 3 tomates rojos.
  • 400 g de gambas o langostinos frescos.
  • 2 ramitas de perejil fresco.
  • 2 cucharadas de cebollino fresco picado.
  • Aceite de oliva y sal.

Si no dispones de mucho tiempo para cocinar, utiliza un caldo envasado, en pastillas o simplemente agua.

Ver foto de ingredientes

Los granos de quinoa están recubiertos de forma natural por saponinas, unas sustancias tóxicas de sabor amargo que al contacto con el agua forman espuma. La quinoa que se comercializa generalmente ha sido lavada, pero aún así, es recomendable enjuagarla a fondo antes de cocinarla.

La ponemos en un colador de malla fina y la enjuagamos en el grifo bajo un chorro de agua fría, removiéndola con los dedos.

A continuación, la pasamos a un recipiente ancho, la cubrimos con agua fría y frotamos los granos con los dedos. Si después de esto, el agua no está totalmente clara o hay espuma, la tiramos y volvemos a repetir la operación hasta que tras remover la quinoa el agua quede completamente transparente y limpia.

Elaboración




PASO 1

Pelamos los tomates, retiramos las semillas y los cortamos en dados muy pequeños.

Pelamos la cebolla y 2 dientes de ajo y los picamos muy finitos, como se muestra en la imagen.

PASO 2

Rehogamos la cebolla y el ajo en una cazuela o una sartén con 2 cucharadas de aceite de oliva, durante 3 o 4 minutos a fuego medio, removiendo de vez en cuando con una cuchara de madera.

Añadimos el tomate y seguimos rehogando el conjunto otros 8 minutos.

PASO 3

Añadimos la quinoa y el caldo de verduras.

Cuando comience a hervir, reducimos la temperatura para que se cocine a fuego suave, entre 15 y 20 minutos, hasta que los granos de quinoa se vuelvan translúcidos y el caldo se haya secado completamente.

Nota: Si el caldo se seca antes de que los granos estén bien cocinados, añade un poquito más.

PASO 4

Mientras se cocina la quinoa, pelamos los langostinos.

Retiramos también el conducto intestinal, un hilo negro que recorre el cuerpo del langostino y que suele contener una arenilla de textura y sabor desagradables. Para extraerlo, hacemos un corte longitudinal en la parte superior del cuerpo con un cuchillo bien afilado y tiramos suavemente del hilo hacia arriba hasta sacarlo completamente.

PASO 5

En otra sartén, sofreímos 1 diente de ajo picado finamente con un chorrito de aceite, solo unos segundos, sin que llegue a tomar color.

Agregamos los langostinos y los salteamos brevemente a fuego medio-vivo, 30 o 40 segundos por cada lado, hasta que estén ligeramente doraditos.

PASO 6

Mezclamos los langostinos con la quinoa, rectificamos de sal y esparcimos por encima 1 cucharada de perejil fresco y 2 cucharadas de cebollino fresco picados finamente.

¡Buen provecho!

Notas



Pelar los tomates

Existen peladores especiales para tomates, pero un truco muy sencillo con el que además se aprovecha al máximo el producto, consiste en escaldarlos en agua hirviendo durante unos segundos.


En primer lugar, hacemos un corte con el cuchillo en forma de cruz en la base de los tomates.

Ponemos una cazuela con abundante agua a calentar.

Cuando comience a hervir, introducimos los tomates y los dejamos entre 15 y 25 segundos, dependiendo de si están más o menos maduros (cuanto más maduros menos tiempo).


A continuación, los sumergimos en un recipiente con agua y hielo, para cortar la cocción rápidamente.

De esta forma, la piel saldrá fácilmente, solo tenemos que tirar de ella desde donde marcamos la cruz con el cuchillo.

Términos culinarios

Rehogar: Sofreír un alimento para que se impregne de la grasa y los ingredientes con que se condimenta.

Técnicas de cocina

Cortar la cebolla

Picar el ajo